Las sensaciones pseudo-vertiginosas son síntomas que comúnmente se asocian a patología de la columna cervical, siendo en muchas ocasiones, más incapacitantes que el propio dolor.

El primer objetivo es, mediante la anamnesis, diferenciar si la sintomatología del paciente corresponde con un vértigo periférico o central, o con sensaciones pseudo-vertiginosas como el mareo, el desequilibrio o la inestabilidad.

Los vértigos periféricos más comunes son la enfermedad de Meniere, la laberintitis vestibular y el vértigo postural paroxístico benigno. En función del tipo de vértigo puede estar indicada la realización de fisioterapia vestibular.

El tratamiento de los síndromes pseudo-vertiginosos de origen cervical, está basado, por un lado, en terapia manual y ejercicio terapéutico de las disfunciones cervicales y musculares, y por otro lado, en ejercicios específicos que mejoren la integración de los sistemas vestibular, visual y somatosensorial.

 

Volver

Advertisements